Eugene Delacroix

Nació el 7 de floreal del año VI de la Revolución, es decir, el 26 de abril de 1798 en Charenton-Saint-Maurice, cerca de París.

Fantasía árabe ante las puertas de Meknés.

Calificado por Baudelaire como el “más moderno de los artistas”, Delacroix despreciaba su época, odiaba el progreso y era conservador en sus gustos y actitudes; considerado de manera unánime la encarnación del Romanticismo en Francia, el pintor desdeñaba esta consideración y se reafirmaba como pintor clásico, respetuoso de la tradición, aunque no del academicismo. Ferdinand-Eugène-Victor Delacroix es la materialización consumada de las paradojas, grandezas y dispersiones del movimiento romántico.

Mujer bañándose
Puerta del judío

Delacroix, como romántico, no había podido sustraerse al interés por Oriente, por lo exótico, que tanto proliferaba en Francia e Inglaterra y que llenó, durante décadas, España y el norte de África de ávidos buscadores de lo pintoresco y extraño, encontrándolo muchas veces donde no lo había.

Conversación morisca, Viaje a Marruecos, Eugene Delacroix

Recomendado por la actriz Mars al conde de Mornay, Delacroix forma parte de la delegación enviada por el gobierno francés ante el sultán de Marruecos, en el contexto del expansionismo galo por este país y Argelia.

Dos mujeres árabes sentadas, estudio para “Las mujeres de Argel”

Entre enero y julio de 1832, el pintor recorre Tánger, Mequinez, el sur de España y Argel. Su cuaderno de viaje, repleto de dibujos y anotaciones, habrá de proveerle de material durante el resto de su vida. Obras como Mujeres de Argel en su apartamento deben su nacimiento a las profusas observaciones realizadas en este periplo, que refuerza su preferencia por el estudio del color y la acción de la luz sobre los tonos locales, así como su gusto por los maestros españoles, con Murillo a la cabeza.

Interior árabe

En este clip, presento las acuarelas que realizó a lo largo de este viaje.

Vídeo: C. R. Ipiéns

Música: Luís Delgado-Al Andalus,

Temas: Marrakesh, Sevilla y Rabat; La huida de Abd al Rahman; La orfebrería en los reinos de Taifas; Gentes del libro

Anuncios

2 comentarios en “Eugene Delacroix: Viaje a Marruecos, “Acuarelas”.

  1. Es el modo como uno mira el mundo, el modo como uno dice el mundo, el modo como uno se sitúa y se mira siendo y estando y haciendo en el mundo, eso es el modo como nuestra alma acoge y da, y toma y entrega, y capta y explica cuanto en el mundo es música, color, palabra o pintura, poema o…, si llega el caso, ese quieto paso, ese vuelo de ave suave y leve que flota en el aire y canta, canta, canta. Como un nacido mundo al mundo, canta y canta.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s