Paul Klee (1879-1940)

Paul Klee, 1911.
Paul Klee, 1911.

Cuando Kandinsky impartía clases en la Bauhaus, también lo hacía un artista suizo llamado Paul Klee. Y aunque Klee no era teosofista, si compartía, al igual que Kandinsky, un mismo ideal pictórico.

Gato y pájaro. 1928. MOMA.
Gato y pájaro. 1928. MOMA.

Una visión de este ideal la presenta Klee en su libro El ojo que piensa, escrito durante los años de profesor en la Bauhaus; acaso el manual más detallado sobre la <<ciencia>> del diseño que jamás se haya escrito, según Robert Hugues, concebido en términos de una teoría universal de las <<equivalencias>> visuales de los estados espirituales, cuya complicada elaboración rivalizaba con la de Kandinsky.

Klee, Insula dulcamara, 1938, 88 x 176 cm; Centro Paul Klee, Berna.
Klee, Insula dulcamara, 1938, 88 x 176 cm; Centro Paul Klee, Berna.

Al igual que Kandinsky, Klee valoraba lo <<primitivo>>, y especialmente el arte de los niños. Envidiaba esa libertad polimorfa que tienen los niños para crear signos.

En su afán de pintar <<como si fuera un recién nacido, sin saber absolutamente nada de Europa>>, Klee era un europeo total. Su obra indagaba en las innumerables grietas dela cultura, recogiendo pequeños trofeos y emblemas de la botánica, la astronomía, la física y la psicología. La música tuvo en él una influencia especial. Creía que el contrapunto del siglo XVIII (su forma predilecta) podría traducirse directamente en gradaciones de color y valor, repeticiones y cambios de motivo.

Schlamm Assel-Fisch, 1940.Fundación Beyeler.
Schlamm Assel-Fisch, 1940.Fundación Beyeler.

Las suposiciones de Klee eran desenfadadamente trascendentalistas. <<Antes solíamos representar las cosas visibles de la tierra>>, escribió en 1920, <<cosas que nos gustaba mirar lo que nos hubiera gustado ver. Hoy revelamos la realidad que yace detrás de las cosas visibles, expresando así la creencia de que el mundo visible no es más que un caso aislado en relación con el universo y que hay muchas otras realidades latentes…>>

Fish Magic. Oil and watercolor varnished. 76.8 x 98.1 cm, 1925
Fish Magic. Oil and watercolor varnished. 76.8 x 98.1 cm, 1925

La obra de Klee es la búsqueda de los símbolos y las metáforas capaces de hacer visible esa creencia.

Ohne Titel, 1940. Fundación Beyeler.
Ohne Titel, 1940. Fundación Beyeler.

La obra de Klee no ofrece los sentimientos intensos de Picasso, ni la maestría formal de Matisse. El trazo exacto y delgado, arrastrándose y arañando los bordes de su fantasía, se verifica en un pequeño ámbito de superposiciones, transparencias y campos de figuras contrapuestos, todos post-cubistas.

En este clip, presento una sucinta muestra de su obra, espero sea de su agrado.

Anuncios

3 comentarios sobre “Paul Klee (1879-1940)

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s